Un gol de Rubén Lozano da los tres puntos a los de José Cernura para seguir escalando puestos en la clasificación.

Cuarta jornada de liga y segundo partido en casa para el filial, hoy el rival fue otro equipo filial, el Aravaca, podría ser un partido de tú a tú entre dos equipos jóvenes y alegres en su idea de juego pero nada más lejos de la realidad, el Aravaca es un equipo rocoso, duro, bien trabajado y que concede muy poco a sus rivales.

Así el filial sansero desde el primer minuto impuso su ritmo , lo intento de todas las formas posibles , con juego combinativo , con disparos lejanos , con acciones a balón parado….pero nada hoy parecía que todo iba camino del 0-0 inicial hasta que en el descuento una jugada maravillosa de Rubén Bas dejaba en bandeja de plata a su socio Rubén Lozano que golpeaba con mimo el balón al fondo de la portería , alegría para los locales y decepción para el visitante que laminó un punto pero que no se pudo llevar.