Una derrota muy ajustada

Jornada 25: RSD Alcalá 1 – UD Sanse 0

El primer equipo cayó en el feudo del Alcalá en un partido igualado que se decidió en el tramo final, con el gol de Rubiato a falta de un cuarto de hora para el final. La expulsión de Mena en los últimos minutos complicó el choque, pero aun así, el equipo nunca se rindió y Vazquez y Héctor tuvieron opción de empatar en el tiempo añadido.

La primera ocasión clara del choque fue para el Sanse en el minuto 8′, por medio de Moncho que disparó con el exterior de su pie derecho desde fuera del área y obligó a Juancho a despejar a córner un balón que iba directo a la escuadra. La réplica complutense llegó dos minutos después, en un centro desde la derecha de Edu Ruiz cuyo rechazo calló en los pies de mesa que buscó sorprender a Miguel Ángel con una vaselina que se marchó por encima del larguero.

En el minuto 16, Mesa, tuvo la opción en una falta que peinó hacia atrás, pero el balón se fue fuera. En el minuto 17′ llegó la segunda ocasión sansera en los pies de Mena que recibió un buen pase de Héctor hacia la banda derecha, se marchó de su defensor por velocidad, ganó línea de fondo y puso el pase de la muerte, pero un defensor mandó el balón a córner.

La última ocasión de la primera parte fue para Mena en el 42′, en un lanzamiento lejano y pegado a la banda derecha que a punto estuvo de sorprender al portero local, pero se marchó rozando el palo.

En partido se decidió en la segunda parte, en la que el Alcalá logró el tanto de la victoria por medio de Rubiato, que aprovechó un rechazo, tras una jugada a balón parado, para empujar el balón con la portería desguarnecida. Anteriormente, Mesa (en el minuto 54 con un disparo ajustado al palo que atrapó Miguel Ángel) y Portilla (en el minuto 63′ con un voleón en el interior del área que se fue por encima del larguero) ya habían avisado.

Tras el gol de Rubiato, el Sanse reaccionó y se fue sin complejos a por el empate. Cuando mejor estaba el equipo, el colegiado, Varón Aceitón, mostró la segunda cartulina amarilla a Mena (minuto 84) por una jugada fortuita en la que golpeó a un jugador rival que se interpuso deliberadamente entre él y el balón.

Pese a quedarse con un jugador menos, el equipo de Álvaro García se vino arriba. El técnico sansero prescindió de dos defensas para dar entrada al jugador del filial, Pablo Pinilla y a Martín Vaquero, que pasó al centro de la zaga, por lo que Iván Amaya adelantó su posición a la delantera. Fruto del empuje llegaron dos claras ocasiones en el tiempo añadido, primero Vázquez en el minuto 90, tras verse beneficiado por varios rechazos en el interior del área y plantarse solo ante Juancho, pero su disparo, centrado, fue atrapado por el portero local. Un minuto después, en el 91′, llegó el cabezazo de Héctor a pase de Iván Amaya desde la banda izquierda, que se fue fuera , rozando el palo izquierdo de la portería alcalaína.

Pese a la derrota, el Sanse se mantiene fuera de los puestos de descenso gracias a las derrotas de varios de sus rivales directos.